Es un gran reto ser elegidos para un día que no se repetirá jamás, así que mimaremos la ocasión para hacer la gran película de tu boda.

Con tu vídeOie entrarás en bucle, querrás verlos una y otra vez. Prepárate para una montaña rusa de emociones cada vez que le des al play. El motivo es sencillo: no será una boda al uso, verás una película, tu película.

Estarán todos los momentos más emotivos del día, risas, llanto, complicidad, diversión y… palabras. No todo lo que sucede salta a la vista así que el audio está también muy presente en nuestro trabajo para no perder detalle de lo que acontezca.

Luego súmale música, ritmos de montajes y el puntOie que os dejará sin palabras para ser todo ojos y oídos. Lo hacemos de tal forma que,  por muchos años que pasen, siempre recordaréis quiénes sois y también quiénes fuisteis en el momento, qué sentisteis y quién os estuvo acompañando. Sí, necesitas un vídeOie.
           
Podrás elegir entre dos opciones:

La Película

Pasaremos con vosotros unas 12 horas para grabar desde que os empezáis a vestir, la ceremonia, lo que ocurre en el entorno y la celebración. Allí estaremos hasta una hora y media después del baile nupcial, momento en el que siempre surgen recuerdos para no olvidar.

De todo ese tiempo compartido, multiplicado por dos cámaras, hacemos un gran trabajo de selección cinematográfica para quedarnos con los mejores momentos y entregarte una película de media hora aproximadamente y un resumen de unos 6-8 minutos. El resultado es muy fresco y ameno, no te cansas nunca de verlo porque es la película de tu boda y cada una es diferente.

El Documental

Esta opción es la más indicada para quienes son capaces de vivir la boda como un proceso y no como un día. Quienes saborean cada sorbo de vida después de la pedida y hacen partícipe a su gente.

Con esta opción te damos a elegir momentos antes del día B de boda para compartirlos contigo. La búsqueda del vestido, la prueba de menú, paseo en algún lugar especial, etcétera. Casi todo cabe en esta aventura de casarse y que transcurre, antes, durante y después de la boda.

De igual modo, después del gran día, podemos hacer una entrevista a los novios para que puedan inmortalizar sensaciones al hacer balance de todo lo que sucedió. No imaginas lo fácil que es esta parte, porque ya nos conocemos, porque todo ha pasado y porque ya no hay nervios. Os vais a sentir más vosotros que nunca. Ten en cuenta que justo después de la boda, hay detalles que vas a recordar que, si no expresas en el vídeo, se olvidarán con el tiempo.  

El resultado final será un documental  de unos 35 minutos más un resumen de 8 minutos. Jamás te cansarás de ver tus vídeos porque serán dinámicos, espontáneos y cautivadores, como vuestra historia.

PREBODA

Quedar para grabarte antes del día B de boda es igual a un plus menos de estrés en el evento de tu vida. Nos vamos a conocer mejor y descubrirás que no mordemos ni nada de esas cosas. Sólo queremos que tú disfrutes mientras nosotros nos encargamos de inmortalizar tu día, en este caso, tus días, porque éste también va a ser muy especial.

Presentamos dos opciones para este servicio.

Lovestory

Pasaríamos una tarde grabando con vosotros para haceros una entrevista y captar unas imágenes de la pareja queriéndose un poquito. El lugar lo elegís vosotros y, si no lo tenéis claro, te ayudamos.

Este vídeo puede servir para complementar el montaje de la película de la boda y/o para proyectarlo durante el banquete ya que también podemos encargarnos de eso.

Cortometraje

Esta opción es la más elegida por parejas extrovertidas y lanzadas que tienen ganas de sorprender a sus invitados.

Podemos montar un videoclip o inventarnos una historia. No preocuparos por la creatividad que nosotros tenemos para largo. En cuanto os conozcamos un poco mejor sabremos qué os va.

En este tipo de historias no sólo participan los novios. También intervienen familiares, amigos, mascotas y quien apetezca a la pareja. Tenemos dos tardes completas de grabación y, bien organizadas, dan para mucho.